EL INCIENSO EN LA HISTORIA (PARTE I)


EL INCIENSO es un producto que aparece en la historia DESDE tiempos remotos, en donde su presencia era muy relevante por la importancia que se le atribuía a sus propiedades y bondades independientemente de su fragante aroma.

 

 

Todos los DATOS que tenemos acerca del místico y aromático INCIENSO provienen de antiguas Incienso_y_Pompas_01culturas ANTES de cristo.

 

 

EGIPTO

Desde Egipto exactamente situándonos en el Valle del Nilo, en los templos de Deir el-Bahiri en donde se PUEDE contemplar en muchos de sus dibujos, rituales en donde ESTA la presencia del INCIENSO, en dónde se puede apreciar en los grabados una nube de humo en FORMA de estela que se FORMA al encenderlo.  Sabemos también por la historia que los Egipcios hace más de 14 siglos viajaban mucho al pais de Ta-Necher para buscar INCIENSOS.  

 

En Egipto INCIENSO se escribía snTr, cuyo significado era lo que CAUSA DIVINIDAD, así mismo en la tumba de la reina Hatsepsut hace más de 3,500 años se menciona una expedición enviada al reino de Punt en busca de árboles de incienso y otras resinas aromáticas. El jeroglífico egipcio para designar al incienso, “ba”, también significa alma y simboliza el humo que se alza al cielo como el alma que vuela del cuerpo. 

Se sabe que los sacerdotes egipcios quemaban incienso 3 veces al día: olíbano al amanecer, mirra a mediodía y kiphi al anochecer. El kiphi era una mezcla de 16 sustancias. Entre ellas canela, menta, mirra, ciprés, olíbano, romero, azafrán, musgo… Su uso pasó a griegos y romanos y, según el historiador griego Plutarco, “calmaba las angustias, alegraba los sueños y daba ganas de dormir”.

En la historia también se habla de que el Rey llamado Rama-Ka llevó a su tienda arbolitos pequeños de incienso y que los sembró cuidadosamente siguiendo un ritual que consistía en respetar una hora determinada PARA su siembre, bajo ciertos augurios divinos para lograr de esa manera árboles perfectos grandes y fuertes como hermosos de excelente madera y gomorresina.  

 

Igualmente Los Fenicios no sabian hacerse a la mar si es que no llevaban en sus navíos leños de INCIENSO para comerciar.  Posteriormente sabemos que según fuentes históricas se sabe que el Gran Alejandro Magno cuando tomo la ciudad de Gaza consideró COMO parte del tesoro de un botín de guerra al INCIENSO llevándose más de 500 sacos (talentos de aprox. 34kgs. c/u) del mismo y unos 100 sacos (talentos de aprox. 34kgs. c/u) de mirra.  

 


GRECIA y LA ANTIGUA ROMA

Entre los griegos era imprescindible quemar incienso en las fiestas y celebraciones. Era parte fundamental de los espectáculos del teatro, el anfiteatro, las Olimpiadas y en fiestas y banquetes privados.

 

El INCIENSO tambíen no se hizo echar de MENOS en la Mitología Grecorromana como podemos apreciar en la historia de Leucótoe (princesa mortal, hija de Órcamo y Eurínome, quién fue seducida por Helios (o por Apolo), y que su padre Órcamo al enterarse de este acontecimiento decidió enterrarla viva llevado por su ira, pero el Dios SOL para honrrarla la convirtió en un frondoso árbol de INCIENSO.   Por esto, se dice que astrológicamente los planetas que rigen este sagrado árbol son el Sol y su hijo predilecto Júpiter y por ende su signo zodiacal correspondiente es LEO.

 

El célebre historiador y geografo griego Estrabón narra en uno de sus PASAJES de la historia COMO se solían HACER las transacciones comerciales con Arabia, China, La zona del Mar Rojo todo por lograr encontrar el PRECIADO INCIENSO que era considerado como una Joya. También el MÉDICO, farmacólogo y botánico de la antigua Grecia Dioscórides y el escritor, científico, naturalista y militar latino Plinio el Viejo citan en sus obras el gran auge que tuvo el INCIENSO en los templos de los tiempos de la Gran Roma imagesImperial, y tomando un DATO fundamental que viene de Nerón Emperador del Imperio Romano entre el 13 de octubre de 54 y el 9 de junio de 68, que nos dice que habría quemado impresionantes cantidades de INCIENSO ante el sepúlcro de su amada segunda esposa Popea.

 

En Roma también se usaba mucho el INCIENSO para crear un ambiente de comunión, y estos se apreciaban durante los espectáculos del Coliseo que eran quemados en cantidades asombrosas, de hecho de los Romanos proviene la la palabra perfume, “per fumun”, que significa aroma que se difunde a través del humo. 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s